De feria en feria

No. No voy a hablar de del reciente, aunque ya hace un més celebrado, Saló del Llibre ni de la Feria de Guadalajara. Me voy a mover en un ámbito  más doméstico: entre el IV Salón del cómic de Getxo, celebrado este fin de semana pasado y la Feria del Libro y Disco Vasco que tiene hoy su inicio.

Dos manifestaciones temáticas, el cómic en un caso, y el “todo lo vasco”, en principio, en el otro que cuentan con una infraestructura envidiable en comparación con las Ferias itinerantes del libro.

Una de las preguntas, por lo menos cuando vi el domingo la estructura en Getxo, es si no será posible que, por lo menos, las Ferias principales cuenten con una definición del espacio, buena carpa, elemento muy importante por las humedades de esta tierra, sala de conferencias integrada, espacio para talleres y exposiciones….,  parecida a la allí vista.

Los patrocinadores y pagadores son básicamente los mismos y la verdad es que, en este caso, el hábito hace al monje.

Durango ya es historia aparte porque cuenta con un espacio que es instalación permanente. Aquí, en “lo vasco” se ha dado el paso de lo volátil (la carpa) a lo estructural (el cemento). Parece como si se quisiera poner buenos cimientos a la cultura vasca, pero estos no tienen por qué ser siempre de hormigón, ni convertirse en flor de un día.

Anuncios

Autor: cambiando de tercio

Actualmente trabajo en consultoría en el sector del libro, la cultura y en el tercer sector. Centrado fundamentalmente en pymes, insticuiones y administraciones públicas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s