Lectors, al tren! Espai de llibres. Una nueva librería en Rubí

Aunque nos enteremos en verano, en la primavera florecen librerías.

Una de las últimas que acaba de brotar es Lectors, al tren!

Nos lo cuenta en detalle Jaume Centelles en su blog.

Montse Marcet es el ‘alma mater’ de este nuevo proyecto librero con un concepto de librería muy personal centrándose en libros infantiles y juveniles que ella recomienda especialmente, sobre todo de editoriales pequeñas que a menudo no tienen espacio en las librerías más potentes.

¿Qué les gustaría?

Ser un pequeño granito de arena para ayudar a que se continúe leyendo y para animar a los que todavía no lo hacen.

Bienvenida a esta aventura librera.

Del 24 de julio al 20 de agosto estarán de vacaciones.

 

Abre en Huelva la Librería Odiel

El pasado 29 de junio se inauguró la Librería Odiel en Huelva en, por lo que he entendido, uno de los locales que Beta ocupó en su momento.

Me sigue alegrando que sigan naciendo nuevos proyectos libreros. Me alegra más todavía si los mismos apuestan, como parece ser el caso, por llenar el espacio de propuestas que, sin desatender la rentabilidad, miran al lector y van con, pro más allá, de los libros.

Desearle, como a todo proyecto naciente ¡larga vida y con sentido!

 

 

Pergam llibres, desde hace unos pocos meses en Barcelona

A través de Fuensanta García, librera de Llibres de Companyia, me entero de la apertura de Pergam llibres en Barcelona hace unos cuatro meses.

Me encanta que colegas hablen de colegas…

Con una oferta de libros antiguos y de segunda mano, con lecturas todavía pendientes entre sus páginas y lectores esperando…

Con un piano de cola en su espacio y la organización tanto de conciertos como de exposiciones que dan ese aire agradable y sosegado al espacio.

Una buena propuesta, también de libros pop-up donde fondo y forma son con más claridad todavía una propuesta específica y singular.

Todo, no nos equivoquemos, es nuevo en el fondo, si somos capaces de aceptar que toda propuesta cultural se convierta en nueva y única al contacto con cada persona.

Bienvenida sea esta nueva propuesta en Barcelona.

Latitud sur abre en Valencia. Una librería para quienes no tienen miedo a pensar

Si ayer fue Dr. Sagan en Gavà, hoy es Latitud sur en Valencia.

Nos enteramos a través de culturplaza y nos lo cuenta Eduardo Almiñana.

Latitud sur, se dedica a llenar sus anaqueles con títulos importados desde América, pero América la de verdad, el continente que alberga treinta y cinco países, no la parte por el todo que frecuentemente escuchamos y leemos. Como Isabel Gómez y Jorge Díaz, española y argentino, acaban de regresar como quien dice de Argentina, gran parte de este material importado procede del país de Borges y Cortázar, pero no solo. Ambos insisten -y salta a la vista-, en que Latitud sur posee una mirada propia, y que de hecho, su nombre ya es un posicionamiento. ¿Significa eso que solo podremos encontrar allí una pequeña muestra del amplio espectro de publicaciones del mercado editorial? Ni mucho menos: en las estanterías de esta librería de suelos azules y paredes blancas también tendremos a Stephen King, a Palahniuk o a Alexievich. En Latitud Sur hay bestsellers y un buen número de libros de bolsillo para llevar a la playa en verano.

Jorge Díaz e Isabel Gómez son los hacedores libreros de este nuevo espacio.

¡Larga vida!

Dr. Sagan abre en Gavà

El sábado pasado abrió sus puertas en Gavà una nueva librería Dr. Sagan.

Poco más os puedo contar por ahora.

En este enlace podéis ver un vídeo de la inauguración.

Desde aquí, como a todas las librerías que abren y que siguen apostando por el valor de la palpabilidad y el encuentro, nuestros mejores deseos.

Abre la librería infantil Cuca de Llum en Esplugues de Llobregat

A través del siempre interesante blog de l’Escola de Llibreria tengo noticia de una nueva librería que ha abierto recientemente: Cuca de Llum en Esplugues de Llobregat.

El texto original en catalán y las fotografías son de Marcel Albet Guinart.

A finales de marzo de 2017 Ana abría Cuca de Llum, la nueva librería infantil de Esplugues de Llobregat. Está situada en la zona comercial Centro-La Plana, cerca de todas partes y bien comunicada con transporte público.

Ana Cuesta (Barcelona, ​​1978) llevaba tiempo buscando un local en Barcelona para abrir una librería infantil. Era, es de siempre, su vocación. Los que encontraba o eran demasiado caros o no reunían las condiciones mínimas para iniciar un negocio. Como suele suceder, al azar facilitó las cosas. En Esplugues, muy cerca de donde vivo, se traspasaba una cafetería que Ana había frecuentado, y que más de una vez había imaginado que un día podría ser “su” librería, como finalmente así ha sido.

La cafetería era bien conocida en Esplugues, un lugar especial decorado con buen gusto y punto de encuentro importante, el nombre: Cuca de Llum. Además del nombre, predestinado a ser librería infantil, Ana ha podido aprovechar buena parte del mobiliario y decoración, junto un rincón equipado con una cafetera y un pequeño mostrador de bar donde sigue sirviendo cafés y pastas surtidas. El logo de la librería, creado por la ilustradora Anna Maldonado, muestra un luciérnaga (cada vez se ven menos) iluminando un duende encima un librito abierto.

«Allí aprendí (El Bosque) que la oscuridad brilla, más Aun, resplandece; que los vuelos de los pájaros escribimos en el aire antiquísimas palabras, de donde han brotación todos los libros del mundo; que existen rumores y sonidos totalmente desconocidos por los humanos, que existe el canto del bosque entero, donde residen infinidad de historias que jamás se han escrito y acaso nunca se escriba. »Ana María Matute, fragmento del discurso de ingreso en la Real Academia Española (enero de 1998).

Texto pintado en la pared de la librería, y que Anna ha hecho suyo, viene a ser la declaración de intenciones, lo que para ella son y representan los libros. Es licenciada en Filología Hispánica, en 2013 cursó el postgrado de la Escuela de Librería, que la maternidad no le permitió terminar.

La librería ocupa un local de 60 metros cuadrados más un pequeño almacén. Los libros están expuestos «de cara», es decir con las cubiertas mirando al lector, lo que les da mayor visibilidad y facilita la consulta. No hay separación entre libros en catalán y en castellano. Una de las secciones, la más importante por el volumen de libros, es la de álbum ilustrado para niños entre 4 y 8 años, y otra para los más pequeños.

Al fondo de la librería hay tres secciones más, álbum ilustrado para jóvenes y adultos; libros de conocimientos separados temáticamente en generales, emociones, y arte y manualidades, y finalmente una selección de libros en otras lenguas, francés, inglés y alemán, idioma que cada vez tiene más demanda. La oferta se completa con libros de cocina, manuales educativos para los padres, de música y libros para leer antes de ir a dormir.

El criterio de selección del fondo es el gusto personal de la librera, los libros que considera mejores y más adecuados, y que no suelen ser los más comerciales. Difícilmente encontraremos algún Walt Disney o libros donde el color rosa sea excesivo. La consulta a diferentes blogs especializados en literatura infantil le es bastante útil. De momento, el cómic y el libro juvenil ocupan poco espacio, la intención es ir ampliando esta oferta.

Dispone de algunos artículos de material educativo y juguetes. El merchandising relacionado con personajes del libro infantil, Alicia, Peter Pan, Elmer el elefante, el mundo de Eric Carle, etc. los encontramos en los estantes de la entrada, es un material que está teniendo bastante éxito. La librería dispone de un par de mesas, una para los niños para que puedan mirar y leer los libros con comodidad, y otra a disposición de madres y padres para que puedan esperarse tomando un café.

El 95% de los clientes, antes de comprar, piden consejo y opinión a la librera. Es tal vez en una librería infantil donde el papel del librero como prescriptor tiene más relevancia. Hay que tener criterio, saberlo exponer y estar atento a todas las novedades, que son muchas. Hay que saber tratar, y mucho, tanto con el público infantil como el adulto (el más difícil). Paciencia y amabilidad son virtudes que se dan por supuestas. Hay, en definitiva, ser un profesional bien formado y motivado para tener éxito como librero y no morir en el intento, Ana Cuesta lo está consiguiendo.

¡Bienvenida y larga vida!

Abre en Irun Brontë Liburu-Denda

Belén Bermejo, guión más, guión menos… se preguntaba ayer si podía haber un nombre más bonito para una librería.

//platform.twitter.com/widgets.js

Brontë Liburu-denda ha iniciado su andadura en Irun gracias a la periodista Ylenia Benito.

De la imagen de la misma se ha encargado Sara Morante.

Ylenia, según nos cuenta el Diario vasco,  confía en que su local se convierta en un punto de encuentro para amantes de las letras y de la cultura. La tienda ofrece al visitante varias sillas, un sofá y un cómodo butacón porque «la idea desde el principio fue crear un lugar acogedor en el que hubiera distintos rincones en los que poder sentarse tranquilamente, hojear un libro, leer un poquito, estar a gusto… que sea la casa de todos los lectores, actuales y futuros».

Indirectamente, un cierre, el de Oskarbi, ha provocado esta apertura. Leo en Noticias de Gipuzkoa: El cierre de Oskarbi me dio, como a muchos, una pena tremenda, porque era de esas librerías a la vieja usanza. Donde conoces a quien te atiende y este también te conoce, donde saben lo que venden, te aconsejan… Creo que esas librerías pueden y tienen que sobrevivir. Somos muchos los lectores que todavía disfrutamos con el placer de ir a una librería y ver, tocar, oler, hojear libros. Además, desde que empecé a poner este proyecto en marcha y la gente ha ido sabiendo de él, no he recibido más que ánimos y una respuesta positiva. Creo que los lectores están ahí y confío en sacar adelante este proyecto. Ahora, toca vender.

¡Larga vida!