Palabras dactilares

Ayer disfruté en la presentación del libro de Paco Taboaba Palabras dactilares.

Una antigua compañera de carrera propició el reencuentro ya hace un par de años y poniendo muchos un poco de nuestra parte posibilitamos el que ayer unas cuarenta personas nos juntáramos para disfrutar de la presentación y del libro que me había hecho llegar a finales del año.

Descansaba el mismo en casa hasta ayer cuando volví by lo fui abriendo al azar.

Con la poesía no sabemos a menudo qué nos vamos a encontrar.

Ya venía ronroneando una frase que voló en la presentación ‘A veces una carencia acaba llenando tu vida’.

Así que al llegar lo abrí y me encontre con..

Los días me resultan enormes,

inabarcables,

llegar a mañana imposible.

Vivo como un animal asustado

esperando la llegada

del momento siguiente.

Y hoy, mientras desayuno me encuentro con

LA VIDA

vacía el fuelle

y, con el último aliento,

toca la gaita

la muerte

Y me acuerdo del padre de A. que murió ayer.